ANEL y ETESS con el proyecto AgroAlhama-Ribera para potenciar la industria agrícola

21. agosto 2017 | Por | Categoria: Noticias
CompártenosEmail this to someoneTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Facebook

IMG_20170731_194238 copia

El Proyecto ETESS pretende dotar a los actores locales de las competencias necesarias para generar y desarrollar proyectos colaborativos a partir de las potencialidades territoriales.

En ETESS participan cuatro socios: KONFEKOOP (Confederación de Cooperativas de Euskadi), CBE-Seignanx (Comité de Bassin d’Emploi du Seignanx), Ayuntamiento de Hendaya y ANEL (Asociación de Empresas de Economía Socil de Navarra) como jefe de filas.

ETESS es un proyecto INTERREG POCTEFA que cuenta con la participación de la Unión Europea y está cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional, FEDER.

INTERREG V A España-Francia-Andorra (POCTEFA) 2014-2020 es un programa que potencia el desarrollo sostenible del territorio fronterizo de España, Francia y Andorra a través de la cooperación transfronteriza. Ayuda a disminuir las diferencias de desarrollo del territorio y a unir fuerzas para lograr un desarrollo sostenible de la región y la cohesión de las regiones que lo forman.

El proyecto ETESS (INTERREG POCTEFA) se ha dado a conocer a actores locales relacionados con la industria agrícola en Navarra en un encuentro organizado por los impulsores de AgroAlhama-Ribera, una iniciativa de los ayuntamientos de Cintruénigo, Corella y Fitero.

El Proyecto Valle del Alhama es una iniciativa conjunta entre los alcaldes de los Ayuntamientos navarros de Cintruénigo, Corella y Fitero para fomentar desarrollo social y económico de su comunidad. En la misma ha participado activamente ANEL, en el marco del proyecto transfronterizo ETESS, que precisamente tiene como objetivo dotar a los actores locales de las competencias necesarias para generar y desarrollar proyectos colaborativos a partir de las potencialidades territoriales.

Tras varias reuniones de trabajo mantenidas durante los últimos meses entre los alcaldes de estos municipios, técnicos de ANEL y reconocidos empresarios de la zona se identificó el sector agroalimentario como un ámbito de especial potencial, dada su trascendencia económica en la Ribera.

De ahí que los impulsores del proyecto AgroAlhama-Ribera se reunieran con miembros del sector agrícola de estas comarcas para exponer el fundamento y objetivos del mismo e invitarles a formar parte activamente.

AgroAlhama-Ribera

En su incipiente andadura, se pretende crear una comunidad entre todos los explotadores de la agricultura y sus derivados, para determinar los objetivos comunes al interés general del sector y trabajar en ellos. En segundo lugar se busca convertir, fundamentalmente a través de la formación, a la industria de la agroalimentación de la zona en una industria innovadora, creadora de riqueza y valor, atractiva a la juventud de manera que la explotación de la agricultura pueda considerarse como un medio de vida. En tercer lugar, la promoción conjunta del producto y marca local.

IMG_20170731_194238 copiaEn cuarto lugar se pretende que, que entre toda la comunidad agrícola, se trabaje en determinar cual es la manera de adecuar, conjuntamente, la oferta del producto local a las nuevas tendencias del mercado y de la sociedad (como ejemplos, las tendencias bio- y eco-, el producto de proximidad, el producto gourmet).

Para alcanzar estos objetivos, debe trabajarse -entre toda la comunidad agrícola de la zona- para determinar acciones concretas que impulsar. Los propios asistentes pusieron ya de manifiesto algunas carencias generales en el sector, tales como el problema de la sobrepoblación de conejos y la caza, la incertidumbre que plantea la escasez de agua, la necesidad de desarrollar una nueva política en relación con los comunales y las reparcelaciones del terreno de labor, los bajos precios de venta del producto agrícola o el problema más profundo que subyace tras la falta de interés y de formación en el sector entre las nuevas generaciones.

En este sentido, una de las primeras acciones que este Proyecto ya brinda es la oferta de cursos presenciales de formación –fundamentalmente agrícola- íntegramente subvencionados por el Gobierno de Navarra que, en el edificio KUBE sito en el Polígono La Dehesa de Fitero, ofrece la empresa “Solforsa” para trabajadores y desempleados navarros.

Por otro lado, el Proyecto se presenta precisamente como el medio a través del cual, las tres instituciones municipales –respaldadas por el apoyo de entidades como ANEL o Consorcio EDER y de la comunidad agrícola agrupada- puedan impulsar políticas que respondan a las necesidades planteadas, ante el Gobierno de Navarra y otros organismos nacionales y supranacionales. De hecho, ya se ha concertado una cita con el Director General de Desarrollo Rural, Agricultura y Ganadería para la exposición del Proyecto y la problemática a la que se enfrenta el sector.

En definitiva, puede afirmarse que el fin último de esta iniciativa no es otro que, quienes son explotadores del campo (desde el agricultor hasta el comprador local, pasando por transformadores y comercializadores) se impliquen en la creación de valor de su tierra  -La Ribera-  y su producto, atrayendo la prosperidad a sus pueblos.

Los impulsores del Proyecto AgroAlhama-Ribera han manifestado su entusiasmo por el buen recibimiento de la iniciativa en la que esperan sea la primera -de muchas- reuniones y su agradecimiento a los asistentes y participantes, quienes son los verdaderos protagonistas del proyecto.

Comments are closed.