FRENOS IRUÑA, SAL: Innovación, flexibilidad y cooperación

25. noviembre 2011 | Por | Categoria: Noticias
CompártenosEmail this to someoneTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Facebook

fOTOS fRENOS

¿Por qué las empresa de Economía Social si funcionan en plena crisis? La experiencia de Frenos Iruña, SAL. Continuamos profundizando en la jornada, organizada por ANEL, en la que tres empresas de Economía Social nos comunicaron su empuje, su estrategia y sus buenos resultados en mercados complejos.

Desde hace más de cincuenta años, Frenos Iruña diseña y fabrica sistemas de frenado para automóviles y vehículos fuera de carretera. A los que ha sumado el sector eólico. Francisco Ceberio, su gerente, resaltó la importancia de ser Sociedad Laboral desde 1980, “base para superar todas las crisis que nos han venido”. Se trata, además, de una de las primeras Sociedades Anónimas Laborales de Navarra, “y nos sentimos muy orgullosos de ello porque somos fundadores de ANEL”.

En esa nueva etapa la consolidación gracias “a la planificación estratégica, la internacionalización y el liderazgo con la base de la gente”. Desde entonces, han pasado por distintas etapas de toma de decisiones, nuevos productos y clientes y, también, de crisis.

Para superarlas, añadió, “siempre los mecanismos de defensa han sido los aspectos organizativos, con Unidades de Generación de Valor, minicompañías dentro de la empresa, con un equipo gestor, para establecer el trabajo por procesos y estar siempre pensando en el valor añadido y llevar las decisiones a dónde ocurren los hechos”. Además, la diversificación e innovación también han sido claves para permitir “aguantar el bajón del mercado y crecer desde 2010″.

Asimismo, Ceberio hizo referencia también a la apuesta por la internacionalización y colaboración con empresas de otros países para llegar a otros mercados, entre ellos EEUU y la India. “Nosotros somos una empresa pequeña que no tenemos capacidad para abrir una planta en la India o Rumanía, pero en colaboración con otras empresas, que en algunos casos pueden ser clientes, proveedores e incluso competencia, nos hemos asociado y así hemos llegado a otros países aminorando las inversiones”.

Todo esto con una política salaria equitativa con el reparto de pérdidas y beneficios cuando los hay y con la cultura de que todos los sueldos tienen que estar siempre en el abanico del 1-3 y nadie puede estar por encima. Ceberio también hizo referencia al empleo y aseguró que “mantenerlo ya es un triunfo, porque crear una empresa es muy difícil y destruirla demasiado fácil” y sobre el buen líder recalcó: “debe ser humilde y con temple”.

 

Descubre la experiencia de Frenos Iruña, SAL en un video.

 

 

Comments are closed.